Páginas

lunes, 7 de abril de 2008

Secretos de barrio

Esta escultura está en la plaza de mi barrio. Parece un ángel pero para mí tiene cara de mujer con alas. Para preservarla de las pintadas la colocaron entre unos grifos que la mojan todo el tiempo, incluso por la noche.
Cada vez que paso por la mañana se forma un arco iris, como si el día quisiera regalarle algo para poder ser vista. Pero cuando nadie queda, cuando los mortales intentan descansar, se escucha su aleteo entre los árboles, lejos de las miradas indiscretas vuela fuera de esa cárcel de gotas endiabladas. Y esa sonrisa, si la volvés a observar es una mueca burlona. Después de todo... quién puede encarcelar a una mujer con alas?

10 comentarios:

susana dijo...

Ay, Ada ¿Quién puede encarcelar una mujer con alas?

¿Quién puede ser tan ingenuo?

Me encantó este artículo, es más, me llevo la "mueca burlona" de esa estatua!

Besitosssss amiga querida!

Adolfo Calatayu dijo...

Sin duda nadie,querida Adita,por otro lado quién querría hacer algo así?
Es hermosa tu entrada y las fotos,en particular la del mini arco iris,son preciosas;dicho sea de paso,sabías que en culturas "primitivas" de Norteamérica a los arco iris los llamaban "la gloria circular"? que nombre perfecto,qué sofisticados eran...
Un cariño gigante

La candorosa dijo...

Ella también se escapa en cada gota que la recorre...que la moja.

Los mortales igual descansan, sabiendo que está libre, entre los árboles!!!

Saludos y candor!!!

amaliovilla.com dijo...

Ay, Ada, vos y yo sabemos de la vida de las estatuas, de sus secretos recorridos a la hora en que los párpados caen como pétalos...

tinez dijo...

Ada,
En mi último viaje a Buenos Aires quedé atónito al ver a las esculturas emplazadas en las veredas de la Avenida Boedo encerradas entre rejas, jaulas que desvirtuaban tanto la obra de arte que me pregunté si el artista no creería mejor retirarlas.
Qué hermosas fotos, y qué bello es saber que la preservarla con tanto mimo le dieron vida.
Un beso grande!

Ada dijo...

Susi: yo te regalo una sonrisa plena de las mías! Muchos besuchos para vos!

Adolfo: el arco iris tiene un encanto tan particular, es como un mimo del cielo, será porque a mí me gustan tanto los colores. Cada vez que lo veo por la mañana cuando paso por ahí, se refresca la vista. Abrazote!

Cando: que lindo comentario, bañado de candor, como siempre! De cuántas cosas más nos perderemos los mortales, no? Cariños muchos

Amalio: son esos secretos que todos deberían conocer en algún momento. Muchos besotes!

Tinez: lo que sucede con los monumentos en esta ciudad es espantoso, hay tan poco respeto para con ellos. A veces ni aparece la firma del escultor, y son increíbles! Estas fotos eran para compartir un poco del universo real que me circunda a diario. Saludos sensibles!

Mariana dijo...

Qué linda esa idea de "proteger" con agua, que es principio de vida, no?

Las últimas veces que estuve en Bs.As. me llamó particularmente la atención esa cuestión de enrejar plazas y otros espacios públicos, ¿por qué? Encontramos con mis amigos varias alternativas para llevar adelante. En fin...
qué lindo proteger con agua y regalar arco iris a los transeúntes.

Besos

Ada dijo...

Sí, es una linda idea. Aunque por supuesto sería ideal que no fuera necesario ningún método de protección. Saludos sin necesidad de rejas!

Cecilia Gauna dijo...

querida Ada
hermosas fotos y profunda mirada la tuya
te dejo un beso cn alas y arco iris
ceci

Ada dijo...

Ceci: gracias por tus palabras llenas de colores!